• Nuestras mermeladas

    Nuestras mermeladas

    Elaboración totalmente artesanal: ollas al fuego, cocción lenta sin dejar de remover. Como se había hecho siempre en casa.

    Con fruta y verdura de temporada y ecológica. Aprovechamos a menudo la piel para obtener más sabor y propiedades nutritivas.

    No utilizamos aditivos procesados; nos ayudamos de frutas como el limón y de otras ricas con pectina para conseguir una textura cremosa.

    Utilizamos azúcar moreno de caña ecológico (no ha sufrido tratamientos químicos de refinamiento i además incorpora minerales y vitaminas).

    ¡Queremos conseguir unas mermeladas buenas y sanas!

  • Nuestras cremas

    Nuestras cremas

    Con verduras siempre de temporada y con aceite de oliva virgen extra (variedad menya), incorporado en crudo, logrando más sabor y menos calorías.

    Elaboradas en ollas al fuego, batidas y pasadas por el pasapuré para conseguir una textura densa y muy cremosa.

    Envasadas en caliente y esterilizadas en altas temperaturas durante pocos minutos para garantizar su inocuidad y las máximas cualidades nutritivas y organolépticas.

    Cremas de verduras para tomar en invierno bien calientes, o en verano recién salidas de la nevera.

    ¡Una forma rápida y cómoda de comer sano en casa y en el trabajo!

  • Limones confitados a la sal Bouquet d'Hort

    Limones confitados con sal

    Con limones ecológicos confitados con sal marina sin refinar y zumo de limón, durante varias semanas en la oscuridad, como es común en la gastronomía árabe.

    La acción de la sal permite un proceso de lactofermentación que hace que los limones se confiten, pierdan el exceso de acidez y conserven un agradable aroma a cítrico.

    Se utilizan para condimentar platos de pescado y pollo al horno o a la cazuela, y se come principalmente la piel que proporciona un sabor muy agradable.

  • Tomate frito

    Conserva de tomate

    Tomate procedente de las comarcas del Vallés Oriental y del Garraf. Elaborado durante el mes de agosto, en su punto óptimo de maduración.

    Elaboración totalmente artesanal: ollas al fuego y cocción lenta.

    Pulpa espesa, color rojo intenso y sabor a tomate como la conserva que se hacía en casa.

    Natural triturado, frito con aceite de oliva virgen, o bien como salsa (con cebolla y hierbas aromáticas).

    ¡Un buen tomate en conserva para disfrutar todo el invierno!